Yo Soy La Materia

SONY DSC

Isis Madre

“Soy el fuego que quema y el agua que derriba;

el amor que inicia y la verdad que pasa.

Todo lo que se impone y lo que renueva,

todo lo que desencadena y todo lo que une:

Fuerza, Experiencia, Progreso.

Yo soy la Materia.

Porque, en mi violencia,

me sucede que mato a mis amantes,

porque quien me toca no Sabe nunca qué

potencia va a desencadenar,

los sabios me temen y me maldicen.

Me desprecian con palabras

como a una mendiga, a una bruja o a una prostituta.

Pero sus palabras están en contradicción con la vida,

y los fariseos queme condenan

languidecen en el espíritu en que se confinan.

Mueren de inanición,

y sus discípulos les abandonan,

porque yo soy la esencia de todo lo que se toca,

y porque los hombres no pueden pasarse sin mí.

Tú, que has comprendido que el Mundo

—el Mundo amado de Dios—

tiene un alma que rescatar,

más todavía que los individuos,

abre ampliamente tu ser a mi inspiración;

recibe el Espíritu de la Tierra que hay que salvar.

La Palabra suprema del enigma,

la palabra deslumbradora inscrita sobre mi frente

y que en adelante te abrasará los ojos,

aunque los cierres, helas aquí:

“No hay nada que sea precioso,

sino lo que eres tú en los demás y los demás en ti”.

Arriba todo no es más que una sola cosa.

¡Arriba todo no es más que una sola cosa!”

Vamos, ¿no sientes mi soplo que te desarraiga y te arrebata?…

Arriba, Hombre de Dios, y date prisa.

De acuerdo con la forma en que uno se entrega,

el torbellino arrastra hasta las profundidades sombrías

o eleva hasta el azul de los cielos.

Tu salvación y la mía dependen de este primer instante.”

Theilard de Chardin