Archivo de la categoría: I Ching

El Clan – La Familia- I Ching

monedas iching

Carol K. Anthony (extraído de su libro: Guía del I Ching)

Trabajar desde una posición entre bastidores y confiar en el poder de la verdad.

Este hexagrama define la correcta relación entre la gente dentro de la unidad familiar; puede referirse a la familia espiritual (uno en relación al sabio), o a la familia humana. Un viejo proverbio chino dice que si uno quiere corregir el mundo, primero debe corregir el estado; si uno quiere corregir el estado primero tiene que corregir a la familia; si uno quiere corregir a la familia, primero tiene que corregirse a sí mismo. La autocorrección es lo primero y quizás lo único importante. Al volver a nuestra correcta actitud, se tornan posibles grandes cambios en las actitudes de los demás.
Como indica la sexta línea, influimos a los demás a través de la fuerza de la verdad interior, y no con el ejercicio del poder físico o verbal. La perseverancia de la mujer, significa que cultivamos los com-ponentes de la receptividad y la perseverancia de nuestra naturaleza, porque estos activan el poder de lo creativo; lo cual quiere decir que muchas veces tendremos que trabajar en una posición aparentemente insignificante (como la ve nuestro ego), en la que renunciamos al afán y a la pretensión. Mientras permanezcamos siempre firmes en nuestros valores, nos mantendremos apacibles al tratar con los demás. Otro proverbio dice: “sé como el agua, suave, pero de fuerza irresistible”. El verdadero liderazgo, desde el punto de vista del I Ching, no consiste en estar al frente o encima. Apoyamos desde abajo, a través de la paciencia, de la firmeza interior en lo que es correcto y la independencia interior. Siempre estamos pres-tos a retirarnos cuando el momento lo pide, a seguir nuestro camino solos. Esto es amar realmente.
En lugar de actuar abiertamente, dejamos que el poder de lo justo y lo correcto penetre en los demás. Al mantener una actitud neutral, dejamos que se nos llame a la acción espontáneamente, como lo pide el momento. La verdad interior, que transmitimos a otros, es la esencia de lo que es universalmente verdadero. Sólo necesitamos reconocer esta verdad para que penetre en los demás. No proyectamos nuestros pensamientos, ni ejercitamos nuestra voluntad, ni decimos o hacemos nada.
La verdad interior es la más elevada verdad que aún no percibimos. Podemos confiar en que esta verdad aparecerá por ella misma en el momento necesario y que tendrá el efecto requerido. Sólo tenemos que confiar en su existencia. Confiar quiere decir suspender la incredulidad. Hasta que la verdad interior se muestre, respetamos sólo la grandeza del alma (la humildad, la sinceridad y la constancia), de otra forma nos mantenemos pacientes y firmes al tratar con las faltas de la gente.

la mujer

Es propicia la perseverancia de la mujer

Explotando los miedos a través de los oráculos. ( O como nos crean una realidad dolorosa a través de nuestro miedo y encima nos cobran)

orc3a1culo-delfos-2014

Oraculo de las Pitias en el Templo de Apolo. Delfos.

En la primera antigüedad el hombre estaba conectado a la naturaleza y a su divinidad y conocía los cambios estacionales y humanos. Mas cuando el hombre empezó a desconectarse de su Madre Natural y empezó a asentarse en civilizaciones producto de la domesticación de la agricultura y ganadería, surge en él una necesidad de conocer los cambios y porvenires. Cambios no conocidos ni antes experimentados, la interacción de los humanos viviendo en concentraciones trae nuevas experiencias y muchas veces dolorosas.

Ya cortado el cordón umbilical, esos primeros temores experimentados, el miedo a la sequía, el miedo a las plagas, el miedo a las enfermedades, el miedo a perder, pues antes tenían todo al alcance, el miedo a las invasiones y sobre todo el miedo a lo desconocido nos impulsó a encontrar nuevos caminos de religamiento con la divinidad. Ya nos sentíamos separados de ellas, ya solo pocos miembros tenían esa especial condición, llamados chamanes, hombres medicina, oráculos fueron guiando desde el principio a sus pueblos a través de estos nuevos y dolorosos cambios.

Expulsados de ese paraíso de ser uno con la naturaleza, y forzados a crear sistemas numéricos y escrituras para dejar guardadas las experiencias , las cantidades y las personalidades más prominentes entre ellos, el miedo fue el componente básico para que se fuera generando el Sacerdocio y la Magia propiciadora, y entre los dos, la Adivinación. Comprendiéndose esta en su más estricto sentido lexicológico, significa (percibir el futuro por prácticas religiosas o consulta a los dioses). En la cultura católica y judía se conocen también como profetas.

tirada_runas

En todas las culturas y en todas las eras la humanidad necesito y sigue necesitando guía, a veces una guía interesada y otras una guía natural dependiendo de la evolución como alma del individuo, como medicina preventiva que aleje un posible sufrimiento o dolor evitable o una manera de minimizar riesgos para la consecución de sus éxitos y la conquista del poder.

Mas , los adivinos estuvieron motivados por distintas fuerzas espirituales y como en todo cada uno atraía lo que tenía en su corazón. Su sistemas de creencias en la vida, su violencia interior y como no los complejos de inferioridad que los impulsaban a encontrar poder a cualquier precio les fueron orillando a recibir consejo de entes que no pertenecían a los planos de la divinidad, de ahí el salvajismo innecesario de los sacrificios de sangre practicados en distintas culturas a lo largo de su existencia.

cycle

Pero otros, los pocos mas que los muchos, mediante de conocimientos que se le iban presentando a través de la intuición y los sueños descubrieron que solo a con la humildad como ofrenda diaria ese canal predestinativo alcanzaba la fuente de sabiduría más pura y esencial. La Mente Universal del Altísimo. Maestros y Dioses que por sus mensajes querían lo mejor para los hombres. No a través del poder o de el prestigio y la fama, las riquezas y los placeres, sino de algo más básico y definitivo, El Amor como sustancia primordial y Divina y su compañera femenina La Sabiduría. Espíritu y Alma del Universo siempre juntos y sobre todo como decían los egipcios sabiamente: Un-Nefer. Eternamente Buenos.

Todos ellos, maestros de humanidad y gestión de la existencia a nivel individual y colectivo, a veces en soledad, otras en pequeños grupos de transmisión de ese conocimiento esotérico y secreto destinado al Bien y al alejamiento de los miedos, enseñando al hombre la transcendencia y la liberación fueron apareciendo aquí y allá en todo tiempo y cultura. De ellos, muchas veces crecieron religiones y escuelas  originados desde buenos corazones y en otras pues en corazones más arraigados a las riquezas y al egoísmo, mas en todos perdiendo su esencia verdadera y natural al convertirse en rígidas e inflexibles instituciones gobernadas por burócratas y manipuladores de masas. Asi la esencia pura de la Verdad Inspiradora y Libertadora se contamino con dogmas e interpretaciones restrictivas esclavizando a los fieles con cadenas morales y diezmos.

En este artículo he querido centrarme en los miedos que siguen explotando los que se llaman oráculos, adivinos y profetas y que en realidad han perdido conexión con los planos más elevados del amor y la sabiduría. Personajes que descubrieron el cómo explotar para su propio beneficio esos miedos enraizados en la propia naturaleza civilizada de la sociedad. Y el inmenso negocio lucrativo que extraen de la explotación del mismo la gran mayoría  de ellos y otros por la ignorancia que es el resultado de las tinieblas mismas.

oraculo-de-si-o-no-1350643304

Se sabe desde hace miles de años, que el hombre crea su realidad, y  tanto lo que amas con el corazón y lo que temes con la mente lo atraes indefectiblemente. Y se sabe también que a través de la sugestión y la seducción soy capaz de transferir mi manera de ver la realidad y mis sistemas de creencias a otros. Con ese conocimiento se modelaron vidas y destinos, se aumentó la tensión existencial y sobre todo el poder de influencia en las personas. Pero aun si cabe más siniestramente se fue llenando el bajo astral, los lugares espirituales de mas baja vibración, de estos espíritus, porque nada se pierde en el Universo. Más, estos pobres y sufrientes seres, a traves de los apegos que su ego fue construyendo esclavizando a sus chispas de Diosm se quedaron trabajando para esa fuerza compensadora de la Creación que es la Destrucción, sirviendo como oponente de esa tercera fuerza Conservadora que sirve desde todos los planos para conservar la belleza. Estos  seres anticonservadores (obstaculizadores de la medicina y la sanación)de la belleza, la salud y la armonia, ejerciendo con todo el derecho de existencia fueron ejerciendo e influenciando desde su vision irreal cargas conscientes de los resentimientos de los humanos .Impulsados y alimentados por los mismos complejos infantiles de inferioridad que los crearon, intentan compensar esa carencia con soberbia, vanidad y orgullo, llenando el mundo que vivimos de sufrimiento, culpa, venganza y dolor, mucho dolor. Asi que nuestro dolor y temor crea un Universo igual a nivel espiritual y nuestro Amor y Libertad  se reune con la Creación misma. La Divinidad no crea Infiernos, solo el hombre como hijos del Creador los crea.

Muchos de los adivinos y oráculos tienen un lenguaje común: El Miedo, siempre te va a pasar algo catastrófico para lo que no hay mas solución que trabajar mágicamente artes oscuras para evitarlo a costes carísimos para el común de los mortales. El Miedo a perder la riqueza, la salud, a tu pareja o a tu hijo son sus herramientas de caza. Al igual que los guías espirituales que aconsejan a los sabios para el bien, estos reciben información espiritual de otro origen, este origen de miedo y dolor donde estan encerrados por si mismos, no por castigo divino sino por su separación del Amor por elección. Y aunque acierten en la información que envuelve al consultante de alguna manera, porque ellos tambien desde ese plano pueden ver el rio de la vida pues estan en un lugar sin tiempo, crean dependencia, miedo y una esclavitud de los sentimientos, porque en su lenguaje todos estamos envueltos de enemigos, envidias y personas que nos quieren hacer daño. Si no funciona un negocio, alguien nos quiere mal. Si nos botan de trabajo en trabajo siempre la culpa es de otros. Y asi enfocan al individuo en la idea despiadada que el es bueno pero los demás son malos y el no triunfa porque los demás no los quieren.

En la Sabiduría del Amor sabemos que todos somos hermanos, todos venimos a vivir experiencias de varios tipos y que nosotros somos responsables de las acciones y de las decisiones que vamos tomando día a día y que al igual que tenemos el poder de equivocarnos tenemos el poder de corregirnos. Por eso en los adivinos y oráculos que trabajan para el bien la información que se transmite aun siendo mala tienen un objetivo bueno. Una solución para los momentos difíciles que todos pasamos en la vida porque el Miedo es el enemigo del Amor y el Amor es Dios.

Soluciones necesitamos, luz y guía para atravesar los oscuros recodos del camino de la vida. Y eso descubrimos los que nos encomendamos al aliento e inspiración realmente divinos. Y nuestra labor es empoderar al hombre que necesita consejo. Devolverle el poder en medio de las circunstancias más adversas.

No dejes que exploten tus miedos, muévete, pues el miedo paraliza, escucha a tu corazón cuando busques guía. El corazón sabe. No tu mente ni tus ojos. Estas poniendo tus ojos en lo que necesitas, y lo que realmente necesitamos solo se puede ver a través de los ojos del corazón. Y sobre todo confía en lo mas sabio de ti.

Se Libre. Encuentra seres de Bien que prediquen con el ejemplo. Pones tu vida en sus manos. Que menos que ponerlas en el Amor y la Sabiduría.

Toni Maya

oraculoEl Oraculo de la pelicula Matrix.

 

Abate Soderini: El I Ching y la circulación de la energía

El I Ching y la circulación de la energía

Existe una discusión abierta al respecto de la secuencia u ordenamiento de los hexagramas del I Ching.

Voy a reflexionar un poco al respecto, una reflexión a vuelo de pájaro.

Esto que voy pensando me surge de una lectura. Es un diálogo entre Octavio Paz y Joung Kuon Tae, alguien lo tituló I Ching y la creación poética.

El ordenamiento actual de los hexagramas es una recreación, hay varios ordenamientos. Algunos son matemáticos, por la secuencia de aparición de las líneas yin y yang. Se ordenan en bloque o en círculo, he visto un ordenamiento tridimensional en el Yi Globe, y seguro hay más que no conozco.

El ordenamiento de la Edición de Palacio sigue una secuencia que no es fácil de entender para una mente matemática, racional. Esa que busca un orden lógico explícito. Y sin embargo guarda una lógica que no es una lógica formal, sino una lógica ontológica, una lógica del ser, una hermenéutica del ser.

Se adapta a cada condición, a cada individualidad, a cada lógica de cada hombre que lo usa.

Si pensamos que la vida es lógica, que el mundo es aprensible por la razón,  el I Ching no nos sirve.

Parece que fuese cíclico, pero el I Ching no es cíclico en su aplicación, es laberíntico.

El laberinto es personal, hay un laberinto para cada hombre. Cada uno con su propio laberinto, y el I Ching como hilo de Ariadna nos guía en él. Entramos y salimos de nuestro laberinto con su ayuda.

¿Imaginan acaso que el I Ching es algo que aplicamos en forma mecánica pasando de un hexagrama al siguiente y que después del 64 volvemos al 1? ¡Eso no existe!

Si fuese posible reproducir por medio de los hexagramas el camino que cada uno de nosotros realiza en su vida, el dibujo sería algo peculiar para cada uno. Algo único. Algo como el dibujo de la estructura de aspectos de una carta natal.

No solo hay que calcular la cantidad de combinaciones posibles al saltar de un hexagrama al otro, también la cantidad que son posibles al saltar de una dimensión del ser a otra u otras. Hay múltiples dimensiones del ser, y el I Ching se puede leer en todas ellas.

Me ha sucedido que al hacer una consulta y meditar sobre la respuesta he encontrado la clave en otra dimensión que no era la que tenía en mente al hacerla. Al menos no la tenía conscientemente en mente, seguro que más profundo o más alto o hacia la derecha o la izquierda o en algún ángulo inverosímil había algo que hacía contacto y yo no advertía..

Hay profundidades, hay alturas en el I Ching. El I Ching no es plano, es una malla tridimensional que se curva sobre sí misma, tiene infinitos recorridos. Uno para cada uno de los seres.

Tiempo laberíntico

El ordenamiento que usamos es intuitivo, producto de una intuición genial, de alguien que en la oscuridad encontró luz.

Yo lo veo en su celda, que no imagino incómoda y pobre, sino una celda acorde a su dignidad y a la dignidad del tirano que lo tenía encerrado. Porque la dignidad era importante en esas épocas, se sabía que todo vuelve, y que el trato que doy a mis enemigos será el que me darán a mí.

Entonces se cuidaba de no cometer abusos desmesurados con un igual, no como ahora que los hombres lo han olvidado.

Entonces ahí está el rey Wen, rodeado de sus libros, sus pinceles y sus tintas, no tiene con quién compartir sus comprensiones, sueña y se desvela y está solo. Todo eso crece en él hasta que se desborda y en una gran síntesis de comprensión brota el ordenamiento del Rey Wen.

Pájaro de fuego de ardiente plumaje

Es el que usamos para entrar y salir del laberinto. Es un ordenamiento que sigue el camino que todos debemos recorrer, cada hexagrama es un hito, pero llegar a cada hito y dejarlo atrás es un recorrido personal y laberíntico.

No sé ustedes, pero para mí la cuestión de la posibilidad de vivir muchas vidas para recorrer el camino es algo que sin entender bien cómo, ni porqué ni para qué, me suena verdadero. Me suena como suena una música bien ejecutada.

Entonces el tiempo no es un estorbo, algo que hay que usar bien porque se pierde. El tiempo es abundante, es creativo, nos recrea una y otra vez en la materia.

Tanto que sea una vida y múltiples dimensiones como una dimensión y múltiples vidas. Lo podemos pensar de ambas maneras y no importa mucho.

En realidad, no importa. Es impenetrable, es misterioso.

Publicado en Córdoba, Argentina, por Marta Ortiz

vía Abate Soderini: El I Ching y la circulación de la energía.